Enfadarse

Aristóteles, a quien debemos muchas citas, tiene una relativa al enfado que dice: 

"Cualquiera puede enfadarse, eso es algo muy sencillo. Pero enfadarse con la persona adecuada, en el grado exacto, en el momento oportuno, con el propósito justo y del modo correcto, eso, ciertamente, no resulta tan sencillo".


Una menina. Fotografia de mi propiedad.
Han pasado muchos años de Aristóteles a nuestros días, pero la frase aún sigue vigente . Si te digo que recuerdes tu último enfado y que me cuentes el porqué del mismo y me digas si te enfadaste con la persona adecuada, pienso que no te será tan fácil como piensas. A veces , pasa que has tenido un mal día en la escuela, en el trabajo, con tus amigos, pero que no lo reflejas en el momento adecuado y en cambio explotas a la mínima por algo que no requeria que te enfadaras, con la gente que te està esperando en casa o con la persona que quieres y que no tiene ninguna culpa de que tu reacción, haya sido la que has tenido. 

Puedo decirte con toda franqueza , que a mi me ha pasado más de una vez y que más tarde, cuando me he dado cuenta que no era la persona adecuada, no era el momento oportuno, no era justo ni correcto mi comportamiento, no he tenido inconveniente en disculparme y reconocer el error de este arrebato infantil que no se corresponde con el motivo por el que exploté, con las persona inadecuada.

A veces, es mejor contar hasta diez antes de decir palabras o improperios de las que luego te puedes arrepentir. Debes tomar aire, inspirar/expirar y de la manera mas asertiva que puedas, expreses esa emoción contenida que ha explotado indebidamente en un momento inadecuado. Reconocer los errores e intentar un dialogo conciliador, es lo mejor para superar esos enfados. Debemos dejar de lado a nuestro reptiliano que apunta maneras en cuanto no nos damos cuenta. 

Así, que como muy bien decía Mahama Gandi :
Cuida tus pensamientos, porque se convertirán en tus palabras.
Cuida tus palabras, porque se convertirán en tus actos,
Cuida tus actos, porque se convertirán en tus hábitos.
Cuida tus hábitos, porque se convertirán en tu destino.

Saludos
Tu Coach Personal
Montserrat

No hay comentarios:

En els moments de crisis, només la imaginació és mès important que el coneixement.
Albert Einstein